Enraizar el futuro en el suelo de hoy

Texto
Kevin Vaughn
Imagen
Penny Peligro

Comer es un acto agrícola. Es imposible interactuar con la gastronomía de manera consciente sin primero acercarse a la agricultura y a los pequeños productores que recuerdan el campo argentino cuando era trabajado de manera más humana. Por eso, el protagonista de esta historia es el suelo: origen de todo alimento, testigo del complejo desarrollo de la Argentina hacia un modelo agroexportador y una clave en la presente lucha contra el cambio climático.

Augusto Colagioia no sabe exactamente cuándo empezaron a cambiar las cosas en el campo de su familia. Su abuelo y su tío abuelo eran tradicionalistas devotos, ganaderos de una vieja escuela de pensamiento que rechazó las nuevas tecnologías, prefiriendo ser fiel a los antiguos métodos de la región pampeana. San José era un clásico campo mixto de Henderson; los hermanos dedicaban sus tierras más fértiles a la plantación de vegetales y dejaban crecer el pasto nativo, utilizando ambas cosechas para alimentar a las vacas que vivían en las partes menos productivas del campo. 

En la década de 1960 llegó al país la Revolución Verde, movimiento agrícola basado en incrementar la productividad a través del uso de semillas transgénicas, pesticidas y monocultivos. “Había un montón de campos chiquitos de 40 o 50 hectáreas, llenos de familias de productores”, cuenta Colagioia. “Ya no están más. No hay gente en el campo. Todos estos campos están alquilados. Hubo una tendencia a la concentración de la producción muy fuerte en toda la zona.

Seguí leyendo; con la compra de Anchoa en papel también te llevás el PDF gratis, con descarga inmediata.
Comprar Ahora
Estás leyendo las páginas
70
a
75
de la
edición
001
No items found.
Impress Edición
001
Anchoa Instagram
Texto
Kevin Vaughn
Imágenes
Penny Peligro
Food Stylist
Otros contribuyentes

Traducción al castellano:

Bruno Muller

Subscribe to our newsletter!

Lorem ipsum dolor sit amet, conse. Duis cursus, mi quis viverra ornare, eros dolor interdum nulla, ut commodo diam libero vitae erat.

Suscribite ≈ Sign up to get updates

We promise not to spam :)
¡Gracias por suscribirte! :))
Oops! Algo salio mal, por favor volvelo a intentar.
*knowing this helps us plan future content
Thank you! Your submission has been received!
Oops! Something went wrong while submitting the form.

Sentite libre de escribirnos directo a ≈ Feel free to email us direct at hola @ anchoamagazine . com. Para colaborar de manera comercial, escribinos a ≈ For comercial inquiries, comercial @ anchoamagazine . com